martes, 22 de noviembre de 2011

PRÁCTICA No. 10: "TÉCNICAS MACROSCÓPICAS COPROPARASITOSCÓPICAS: TAMIZADO"

TÉCNICAS MACROSCÓPICAS COPROPARASITOSCÓPICAS: TAMIZADO
Esta práctica se llevó a cabo el día jueves 17 de noviembre 2011, en las instalaciones del laboratorio para prácticas de análisis clínicos del CBTis 199, como parte del programa de 3º semestre para la preparación de la carrera de Laboratorista Clínico, en su subdivisión de técnicas parasitológicas.
OBJETIVO
 Aprender a realizar la técnica macroscópica de tamizado, para identificar helmintos que pudiesen estar presentes en las muestras de heces.

FUNDAMENTO
El tamizado es un método físico para separar mezclas. Consiste en hacer pasar una mezcla de partículas de diferentes tamaños por un tamiz o colador. Las partículas de menor tamaño pasan por los poros del tamiz atravesándolo y las grandes quedan retenidas por el mismo.
Es un método muy sencillo utilizado generalmente en mezclas de sólidos heterogéneos. Los orificios del tamiz suelen ser de diferentes tamaños y se utilizan de acuerdo al tamaño de las partículas de una solución homogénea, que por lo general tiene un color amarillo el cual lo diferencia de lo que contenga la mezcla.
Para aplicar el método de la tamización es necesario que las fases se presenten al estado sólido. Se utilizan tamices de metal o plástico, que retienen las partículas de mayor tamaño y dejan pasar las de menor diámetro.
En parasitología la técnica de tamizado es usada para detectar a los parásitos que pudiesen quedar atrapados (trematodos, cestodos, nematodos). Esta, permite observar  directamente las características morfológicas de los parásitos adultos, enteros o fraccionados.
MATERIAL:
v  Coladera de tamiz fino
v  Abatelenguas
v  Caja Petri
v  Pinzas
v  Portaobjetos
v  Cubreobjetos
v  Microscopio

SUSTANCIAS:
Ø  Agua
Ø  Solución salina al 0.9%
Ø  Muestra biológica: heces fecales frescas



PROCEDIMIENTO
1.    Colocar pequeñas porciones de materia fecal en el tamiz con ayuda del abatelenguas

2.    Dispersar la muestra con el abatelenguas y agregarle agua hasta lograr un tamizado lo más limpio posible
 
3.    Revisar cuidadosamente las partículas de las heces que hayan quedado en la coladera.
4.    Los parásitos encontrados se colocan en una caja Petri con solución salina. Para fines didácticos, se vació todo el tamizado en la caja Petri para facilitar su observación.
                 
5.    Se identifica al parásito, parte o estructura sospechosa de ser parásito.
6.    Se reporta el género y la especie del parasito. Si no se puede identificar macroscópicamente, se usa el microscopio para una mejor identificación.

OBSERVACIONES
            
Al revisar el tamizado en la coladera y posteriormente en la caja Petri, se encontraron restos de alimentos, semillas de ajonjolí, cáscaras de chile y jitomate, fibras vegetales, semillas pequeñas y estructuras transparentes que parecían proglótidos.
Además abundaban fibras filamentosas, parecidas a gusanos, por lo que fue necesario hacer un examen microscópico.

Al observar en el microscopio estructuras sospechosas:
Frotis, 10x
Al analizar lo que parecía un proglótido, se comprobó que se trataba en verdad de una fibra vegetal, pues estaba formada de miles de células, que aparentaban diminutas bolitas en el centro de esta.

Frotis, 10x
Al observar lo que parecía un gusano, se demostró que solo era fibra vegetal no digerida, formada por fibras más pequeñas en forma de espiral

Frotis, 10x
Al tomar una estructura blanquecina, se pudo comprobar que si se trataba de un proglótido de tenia
                                                                                                                             RESULTADOS
En esta práctica, el resultado para parásitos resulto negativo, excepto por el proglótido que se pudo hallar.
Se encontraron varias fibras vegetales, restos de comida, celulosa y varias semillas, que no se alcanzaron a digerir o no lo hicieron.
CONCLUSIÓN
La técnica macroscópica de tamizado, es muy útil para evidenciar a los parásitos intestinales “mayores”: los helmintos, comúnmente conocidos como gusanos, y se pueden dividir en dos grandes grupos:
Platelmintos: que son los gusanos planos, como la Fasciola  hepática y  los esquistosoma o las tenias. Sus principales características son que no tienen sexos separados, sino más bien son hermafroditas y su tubo digestivo no termina en ano.
Nematodos: gusanos cilíndricos, de sexos separados y tubo digestivo completo terminado en ano, y son muy frecuentes especies como Enterobius vermicularis, Trichuris trichiura, Ascaris lumbricoides y las Uncinarias.

En esta prueba del tamizado, los platelmintos, generalmente tenias, suelen evidenciarse como secciones de proglótidos o proglótidos solos, pues el parasito es demasiado grande para salir con las heces fecales, y además está fijado por el escólex a la pared intestinal.

Los nematodos en cambio, frecuentemente salen completos, y son fácilmente reconocibles por sus características. Dependiendo de su tamaño es como se pueden determinar:
Trichuris trichiura: tiene la porción anterior delgada y su tamaño oscila de 30-45 mm
Strongyloides stercoralis: mide 2.2 x 0.04 mm, es filariforme, casi transparente.
Uncinarias: son fusiformes, de color blanco grisáceo y miden de 9-13 mm
Enterobius vermicularis: mide de 8-13 mm, cola larga y puntiaguda en forma de gancho.  

Sobre los resultados tienen influencia muchas variables, como dieta, mala digestión, la cantidad de parásitos y la consistencia de las heces







Fuentes consultadas:
·         Manual de laboratorio de parasitología, documento formato pdf, consultado el día 28 de septiembre en http://es.scribd.com/doc/5275620/MANUAL-DE-LABORATORIO-DE-PARASITOLOGIA
·         Brown, H. W. Parasitología Clínica Edit. Interamericana. México, 1985. Pp. 113-144
·         Técnica Parasitológicas, consultado el día 20 de noviembre en www.oocities.org/mx/vidianne_mx/parasitecnicas.pdf





No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada